Deducción para familias numerosas o personas con discapacidad a cargo
12/12/2014
Aviso a Autónomos
13/02/2015

CONOCIENDO A… GESSEGEN

Hola de nuevo!

Antes que nada felicitaros el año, que con tanta presentación de impuestos hemos estado tan ocupados que ni tiempo hemos tenido de ofreceros nuestros mejores deseos para todos en este nuevo año 2015.

Con el comienzo de año, vamos a iniciar una nueva sección dentro de nuestro blog donde nuestros clientes nos escribirán artículos referentes a su actividad y de gran interés para todos.

Hoy comenzamos esta sección con Ildefonso Ramiro Párraga, fundador de la Sociedad GESSEGEN, S.L. dedicada a la peritación de seguros que nos envía este artículo sobre las consecuencias de valorar a la baja los capitales asegurados cuando queremos ahorrar en prima.

EL INFRASEGURO Y LA REGLA PROPORCIONAL

En el momento de producirse un siniestro, si las circunstancias del mismo se ajustan a las garantías de la póliza, el asegurado no tendrá problema para percibir la indemnización de la compañía, o en su defecto, la reparación del daño, o incluso ambas cosas.

Los problemas surgirán si los capitales contratados no son correctos, circunstancia que generalmente ocurre por ser inferiores a los que realmente tenemos en nuestro hogar, comercio, pyme, etc., produciéndose así una situación de INFRASEGURO, lo que supone que nos convertiremos en nuestros propios aseguradores en el mismo porcentaje que difieren los capitales, y con ello, la compañía no pagará el total de los daños porque tendrá que aplicar LA REGLA PROPORCIONAL, según lo establece el Art. 30 de la ley de contrato de seguro.

Aunque hay pólizas que asumen parte de esa diferencia si ésta no es muy elevada o el siniestro es de escasa cuantía, para evitar sorpresas desagradables que se unen a la dramática situación en la que nos encontramos al ocurrir el siniestro, es fundamental que al contratar la póliza indiquemos el capital real que tenemos a valor de nuevo de los bienes.

A lo largo de mi vida profesional como perito de seguros, los asegurados que se han encontrado en esta situación lo han querido justificar vagamente alegando que los capitales son bajos para pagar menos dinero de prima, al hecho de que los muebles no eran nuevos o porque en un siniestro nunca les va a desaparecer todo lo que tienen, creyendo que con el capital asegurado les cubrirían los daños.

Ante la existencia de un siniestro, por ejemplo de robo, y haciendo una operación sencilla, si los bienes desaparecidos ascienden a 3.000 euros y los capitales de contenido asegurados en la póliza son de 12.000 euros cuando en realidad tenemos en nuestra vivienda, comercio o pyme 24.000 euros, la compañía no abonará el capital sustraído aunque sea inferior al capital asegurado, y en cambio, abanará sólo 1.500 euros, o lo que es lo mismo, el 50% de lo sustraído porque el capital asegurado es también el 50% de lo que realmente tenemos, es decir, nos aplicarán la regla proporcional por infraseguro.

 Ildefonso Ramiro Párraga

Perito de Seguros

Interesante, ¿verdad? Pues os animo a que si en algún momento necesitáis de los servicios de un perito, nos preguntéis por él, estaremos encantados de poneros en contacto.

¿Qué os parece la nueva sección? ¿Quieres seguir los pasos de Ildefonso? Mandadnos vuestros artículos sobre vuestra actividad y en el siguiente post, la publicaremos.

Ahora más que nunca…

En MMgestión estamos por, para y contigo en tu negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*